Perspectiva es la luz

Perspectiva es un lugar donde habita la claridad, la esperanza, la razón, el primer paso de fe hacia la voluntad divina.

¿Qué tan importante puede ser la perspectiva en nuestra vida?

Comienzo usando palabras tales como claridad, esperanza y razón ya que nos encontramos en un momento que necesita ser percibido tal cual es. Me refiero a que necesitamos claridad en nuestra mente para poder ver las cosas con tranquilidad y facilitarnos el proceso; necesitamos esperanza, ya que es lo único que nos queda para continuar cuando tomamos decisiones; y necesitamos la razón porque es indispensable saber que tenemos cordura al tomar decisiones que quizás, para otros, no sean lo suficientemente razonables.

A la hora de decidir, esto es algo común que suceda debido a que no siempre es agradable tomar decisiones y adquirir soluciones cuando, tal vez, tienes a medio mundo encima o a una buena parte en contra de tus pasos; pasos que van sujetos a un paso principal: el paso de fe que a medida que caminas, te lleva a entender que no es uno, sino varios; ya que en este proceso deberás sentir desde dentro (muy dentro) que alguien te sujeta al caminar, que alguien pone zapatos a tus pies, que alguien brinda agua en tu desierto y que alguien te espera en al frente del abismo, con una luz tan fuerte que te disparará inmediatamente a la acción, esa desde donde comienzas a entender la voluntad divina, dirigida hacia tu proceder con propósito.

Este punto es lo más incierto, pero concluso, para mirar desde esa perspectiva real donde, obviamente, ninguna decisión será en vano, sino más bien con la garantía de que podrás entender la perspectiva de tu vida a través de la perspectiva espiritual de Dios; Esa forma de ver las cosas que trae consigo la sabiduría y el discernimiento que no se equivocan cuando ya has entendido, o por lo menos, has intentado dar estos pasos de fe a fin de elevarte a la lejanía de tu vida.

Ahora bien, me refiero a la lejanía como un nivel elevado de sabiduría, porque cuando necesitamos mirar la vida desde una perspectiva clara, es importante tomar en cuenta que la sabiduría divina proviene de Dios; esta es elevada hasta lograr el discernimiento de la puerta a las decisiones, porque aunque la perspectiva no es algo que se ve de lejos, para hallarla, a veces se necesitan los lugares lejanos, como el olor, el clima, la cultura, la energía, el ambiente; saboreando así un punto de vista diferente, tolerante y natural que nos facilita la perspectiva. Pero, ¿qué tan eficiente puede ser si aún no estamos cerca? Cerca de la verdad, porque no solo desconocemos nuestra esencia sino también nuestra verdad. Me refiero a la cantidad de veces que ignoramos nuestros ideales y sueños a causa de esa bruma oscura y nublada de nuestra mente que nos ciega, evitando ver la luz de la voluntad divina de nuestra vida.

Quizá te cuestiones cómo se halla esa perspectiva. La verdad, es simple: lo harás cuando estés dispuesto a hallarla; esta se encuentra cuando te encuentras, cuando estás cerca de la realidad  porque solo así puedes comprender qué tan cerca o tan lejos estás de tu pensamiento, de tu corazón. Pensamiento y corazón que encierran ideales, sueños, emociones, metas y más. Reitero compartiendo este término de lejanía como una puerta clave para mirar tu horizonte externamente, pero evalúo más profundamente el hecho de que es en vano la lejanía y su perspectiva si no estás cerca de la sinceridad que se requiere internamente para tomar decisiones, con la perspectiva clara de que estás viendo el horizonte más claro que nunca y que podrás actuar ante cualquier decisión que debas tomar.

Por esto, buscar soluciones es trabajo de la perspectiva, a fin de lograr llegar a ese destino. Es entonces cuando también se hace necesario concebir varios caminos o, por lo menos, pensar cuál de ellos usarás para llegar. Cuando comenzamos este proceso, la perspectiva entra desde un punto directamente eficiente, dando la claridad necesaria para llegar a ese destino final.

Siento que es realmente importante entender que la perspectiva de tu mente debe dirigirse a la cercanía de tu corazón; que mediante la certeza y la fe llegarás limpia de conciencia y sin ataduras en la mente para ver las cosas con claridad, desde un punto naturalmente espiritual: lejano – cercano.

Profundizando más este término espiritual “lejano – cercano”, debo decir que la parte más difícil para hallar la perspectiva es entender que a diario, y a toda hora, necesitamos que la misma esté presente. No sólo necesitamos la perspectiva para tomar decisiones, sino que la perspectiva de Dios es un encuentro verdadero con su voluntad. La perspectiva se convierte en un diario pensar debido a la ansiedad cotidiana; pero cuando convertimos la perspectiva espiritual de Dios en un sentir, nuestros sueños aumentan, las expectativas son mayores, los anhelos son reales y los milagros existen. Todo es gracias a Dios y por nuestra capacidad de inventar el mundo con perspectivas de horizontes lejanos – cercanos en nuestro interior. De este modo, aprendemos a vivir bajo la perspectiva divina. ¡Qué más que esto para ejercer el don de la acción y la reacción!

Así como toda acción tiene una reacción, descubrir la importancia de la perspectiva que nos lleva a la acción, es vital para proceder con el fin de reaccionar. Si comprendiéramos que esta clave nos hará tener éxito en las áreas de nuestra vida, entonces comenzaríamos desde hoy mismo; pero, ¿cómo entender la perspectiva? Este entendimiento sólo se obtiene cuando das paso a la acción y para tener una reacción es necesario llegar a ese lugar de claridad, esperanza y razón, es decir, dar el paso de fe para finalmente encaminarte en la voluntad divina.

Concluyo con la verdad sobre la perspectiva, afirmando que el alimento sólido es para los adultos, para los que tienen la capacidad de distinguir entre lo bueno y lo malo, pues, han ejercitado su facultad de percepción espiritual. (‭Hebreos‬ ‭5‬:‭14).‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬‬

¿Qué opinas?

You May Also Like

mujer joven baila mientras sonríe mirando al cielo - quiero bailar con Dios

Quiero bailar con Dios

mujer con las manos sobre su pecho - cómo sanar a tu niño interior

Carta abierta: Cómo sanar a tu niño interior

¿Cómo mantener el bienestar emocional en tiempos difíciles?

Conductas autolesivas, cuando el dolor emocional te lleva a hacerte daño - autolesión

Conductas autolesivas: cuando el dolor emocional te lleva a hacerte daño

error: Content is protected !!