Ansiedad, cómo controlarla en 8 pasos

Ansiedad, cómo controlarla en 8 pasos

Ante la presencia de la COVID-19, los seres humanos hemos estado modificando nuestros estilos de vida para prevenir su propagación. Sin embargo, estos cambios quizás te estén haciendo sentir que tienes menos control de tus propias emociones. Ante esta situación es normal que sientas ansiedad y cómo controlarla es la pregunta a responder.

Según reportes del diario El País, profesionales de la salud mental vaticinan una avalancha de trastornos del ánimo y de ansiedad en los próximos meses y años en todo el mundo; por esa razón, este no es un tema de juego. Queda de nuestra parte acatar las medidas necesarias para preservar la salud mental y no solo la física.

Empecemos por aclarar que es absolutamente normal sentirse ansiosa frente una pandemia. Recordemos que la ansiedad es la preocupación por lo que va a pasar en el futuro; es como un tren de pensamientos que resulta difícil de controlar y muchas veces viene acompañado de irritabilidad, tensión muscular, falta de concentración, cansancio, y dificultad para dormir.

Si te has identificado con tres —o más— de estos síntomas, te recomiendo lo siguiente para controlar la ansiedad:

1. Vive en el presente. Vivimos tiempos difíciles y necesitamos entenderlo. La cuarentena se siente como una pausa en el tiempo; en este sentido, he venido percibiendo como una presión externa por aprovechar este espacio para crear algo nuevo y eso está bien, siempre y cuando no se convierta en una obligación o carga impuesta.

En pocas palabras, no te autoflageles por no cumplir con los estándares de otros. El tiempo de Dios es perfecto y cada quien camina a su propio ritmo.

2. Ocupa tu tiempo libre. En caso tal que te encuentres con tiempo libre en tu rutina, puedes elegir ocuparte más que preocuparte. Al enfocarte en hacer algo que disfrutes, te sentirás productiva y la sensación de abrumo/agobio disminuirá.

Una mente ocupada es una mente con propósito.

3. Crea una rutina en familia para favorecer el trabajo en equipo en casa.

4. Toma tiempo para despejar tu mente. Puedes incluir ejercicios físicos en tu día a día, meditación, tiempo devocional, relajaciones guiadas o ejercicios de visualización para serenarte.

5. Respira conscientemente. Pon una mano en tu pecho y otra en tu abdomen, luego inhala —por la nariz— y exhala —por la boca—. Hazlo las veces que sean necesarias.

6. Disminuye la ingesta de cafeína diaria y energizantes para ayudar a tu cuerpo a calmarse.

7. Desintoxícate. Ver, escuchar y leer constantemente noticias o cualquier tipo de información acerca del coronavirus hará que tu cerebro se abrume y disparará la ansiedad. La recomendación es informarte una vez al día para proteger tu salud mental. Asimismo, procura que tus hijos no miren/escuchen noticias con los adultos para evitar que se sientan ansiosos.

8. Expresa verbalmente tu gratitud. Intenta ver más lo que tienes que lo que te falta en tu día a día. Al hacerlo, estarás alimentando tu alma y, en paralelo, estarás proyectando en tu familia un mensaje claro: que todo estará bien. Recuerda que en tu sensación de calma, también tus hijos encontrarán la suya.

La queja constante te hace enfocarte en lo que falta; en cambio, la gratitud te enfoca en lo que tienes.

En el caso que identifiques a la tristeza —además de la ansiedad— como la emoción más presente en tu vida en este momento a causa de tus finanzas, estar alejada de tus familiares o ante la pérdida de un ser querido debido al coronavirus; quiero que sepas que ¡no estás sola!

Es absolutamente normal querer llorar, sentirse triste, desanimada y tienes licencia para hacerlo; pero ten en cuenta que la tristeza se convierte en depresión si la dejas quedarse mucho tiempo en tu vida.

Si además de luchar con la ansiedad y cómo controlarla, también has estado experimentando tristeza, te recomiendo lo siguiente:

  1. Haz una lista —realista y concreta— de cosas diarias que quieres cumplir.
  2. Concédete una hora del día para llorar y drenar la tristeza, porque también es necesario dejarla salir.
  3. Haz más de lo que te gusta hacer: pintar con acuarelas, tejer, colorear, escribir, dibujar, aprender algo nuevo, orar, meditar, visualizar, leer, armar rompecabezas, o cualquier otro hobby que tengas.
  4. Lleva sol a tu casa. Tomar 10 minutos diarios de sol ayuda a producir vitamina D, un agente protector de la depresión.
  5. ¡No te aísles emocionalmente! Que la distancia sea solo física, así que mantente en contacto con tu familia y amigos.

El enemigo de la depresión es el apoyo y el amor de nuestros seres queridos.

Sea que te sientes ansiosa o deprimida, debes saber que no eres la única. Miles de personas alrededor del mundo también están luchando con la ansiedad y cómo controlarla. Si sientes que necesitas apoyo para ayudarte a sobrellevar este momento de tu vida, no dudes en buscarlo ni en escribirnos.

#MujerInspírate

 

¿Qué opinas?

Gabriela Torres

Gabriela Torres

Psicóloga, terapeuta de familias, amante del trabajo con los niños y especialista en el fortalecimiento del vínculo en parejas para el bienestar del grupo familiar. Le encanta aprender cada día algo nuevo y si lo hace junto al mar, ¡es el mejor día!

You May Also Like

¿Cómo mantener el bienestar emocional
en tiempos difíciles?

Mujer envidiosa cómo saber si sientes envidia combátela en 4 pasos

¿Cómo saber si sientes envidia?
Combátela en 4 pasos

Conductas autolesivas, cuando el dolor emocional te lleva a hacerte daño - autolesión

Conductas autolesivas: cuando el dolor
emocional te lleva a hacerte daño

por lo menos, la expresión que te impide vivir en plenitud

«Por lo menos», la expresión
que te impide vivir en plenitud

error: Content is protected !!